Yeats, poemas irlandeses y ocultismo

Paseando por Dublín, una de las ciudades más literarias que conozco me encontré por causalidad en la National Library of Ireland con una maravilla de exposición sobre la vida y obra de William Butler Yeats, y claro, entré y pasé allí un buen rato maravillada por lo extensa, por lo bien organizada y por la calidad de la misma.

 

Esta exposición es la más extensa de obra reunida del autor, contiene 2000 piezas y fue donada por su mujer y su hijo a la Biblioteca.

La exposición es un recorrido por su vida y la de las personas que estuvieron cerca de él, empezando por su familia. Nos muestran a las dos familias, Yeats y Polexfen, y un detalle nos da una pista sobre el camino que habría de mover la vida del poeta ya que su padre dejó las leyes de lado para dedicarse a la pintura.

Los lugares son muy importantes en la vida y obra de Yeats. Sligo, de donde provenía parte de su familia, o espacios muy personales como Knocknarea o Lisadell, son una constante  en su obra poética.

Ya de joven tuvo una actividad muy intensa en Londres y Dublín, ciudades en las que vivió, uniéndose a clubes y reuniones con otros escritores, de manera que llegó a ver su obra publicada pronto, lo cual fue una suerte para él; estos fueron los años de formación de un joven poeta.

Yeats
Yeats

Nunca tuve imaginación
más viva, fabulosa y pasional
que ahora, ni sentidos
que más esperan lo imposible.

La torre

 

 

 

 

Algo que me pareció muy intrigante es la (desconocida para mí) figura de Maud Gonne. Maud fue su musa y el estuvo enamorado de ella toda su vida y, aunque Maud se casó con otro hombre, mantuvieron una relación de amistad que duró toda su vida. Cuando la conoció, Yeats escribió en su libro “Memorias”:

“Jamás había pensado que vería en una mujer real semejante belleza. Provenía de imágenes famosas, de poemas, de un pasado legendario”.

Otro hecho que sorprende de su vida es que el autor antes de cumplir los 30 se inicio en una orden  llamada Aurora Dorada y comenzó a interesarse por el ocultismo y las prácticas esotéricas. Incluso llegó a crear con la ayuda de Maud una orden mística celta.

Maud
Maud

 

En Londres tuvo mucha relación con Oscar Wilde, Bernard Shaw y William Morris y juntos formaron un círculo, se apoyaban y lograron sacar publicadas antologías de poemas y una revista. El club se reuniría en el londinense pub Cheshire Cheese. Así fue como a reputación de Yeats en el mundo se fue consolidando.

Su estilo encarnó el carácter del llamado “Celtic Twilight” (El crepúsculo celta) y su mezcla de mitología y simbolismo con una ligera melancolía.

Lady Gregory
Lady Gregory

 

Otra, mujer importante en su vida fue Lady Gregory quien colaboró mucho con el autor. Durante 35 años pasaron mucho tiempo juntos en Coole Park en su Irlanda natal. Esta era la finca de la dramaturga en la que, aparte de una mansión, había bosques, un lago y sirvió de retiro al poeta para escribir en muchas ocasiones.

Hay gris en tu cabello.
Los jóvenes ya no contienen el aliento
a tu paso; acaso algún anciano te bendiga entre dientes
porque fue tu plegaria
lo que ayudó a curarle en el lecho de muerte.

Sueños rotos

 

En la exposición se pueden escuchar poemas de Yeats recitados, se pueden ver cuadernos en los que él y Maud, practicaban la “escritura automática” y dónde ambos hicieron anotaciones tras sus sesiones espiritistas, se pueden ver cartas, poemas escritos, sus gafas y hasta un mechón de su pelo.

En 1917 Yeats se casó con Georgie Hyde. El tenía 52 y la novia 25. Georgie era ideal para él ya que era una persona culta y estaba familiarizada con el ocultismo. Durante la luna de miel ambos descubrieron una capacidad mediúmnica que desarrollaron en diferentes formatos en los siguientes años de su matrimonio;

esbozaron un tipo de pensamiento esotérico centrado en el giro oceánico en espiral y en el simbolismo del sol y la luna.

Tuvieron dos hijos y fue por esta estabilidad que el matrimonio trajo a su vida que Yeats logró alcanzar en los años 20 el reconocimiento público: en 1922 fue elegido para el Senado de Irlanda y nombrado doctor honoris causa por el Trinity College y luego, en 1923 le llegó el Premio Nobel de Literatura.

Con Georgie
Con Georgie

 

En sus últimos años aunque no gozó de una buena salud física su imaginación y creatividad seguían intactas, se interesó por la eugenesia y participó en programas de la BBC.

Tuvo que trasladar su residencia fuera de Irlanda debido al clima y fue en Francia donde falleció. En el momento de su muerte trabajaba en “The Black Tower”.

Innisfree
Innisfree

 

Me levantaré y me pondré en marcha, y a Innisfree iré,
y una choza haré allí, de arcilla y espinos:
nueve surcos de habas tendré allí, un panal para la miel,
y viviré solo en el arrullo de los zumbidos.

Y tendré algo de paz allí, porque la paz viene goteando con calma,
goteando desde los velos de la mañana hasta allí donde canta el grillo;
allí la medianoche es una luz tenue, y el mediodía un brillo escarlata
y el atardecer pleno de alas de pardillo.

Me levantaré y me pondré en marcha, noche y día,
oigo el agua del lago chapotear levemente contra la orilla;
mientras permanezco quieto en la carretera o en el asfalto gris
la oigo en lo más profundo del corazón.

La isla del lago Innisfree

 

Si queréis escucharle a él mismo recitando este poema en inglés aquí tenéis el enlace¨:

http://bit.ly/2aRnINY

Y si te ha gustado esta entrada puede que te interese: Tres libros indispensables que me traje de Irlanda.

 

 

 

(Visited 6 times, 1 visits today)

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *